Prepárense para perder

Un cronista argentino en Londres

Arabia Saudita llega a la Premier. La mala suerte de Unión Berlín.

Hola, ¿cómo estamos?

Ya nos conocemos: metiste cuarentena con picada y helado cada día por medio, amasaste ñoquis, te crecieron los flotadores de costado y, cuando el Presidente dijo que se podía volver a correr, flasheaste con que te transformarías en runner y en el atletismo dejarías atrás los excesos. Todo fantasía: la próxima primavera, si la guita alcanza, vas a estar meta asados y cerveza.

Unos locos en Florida, Estados Unidos, se pusieron a hacer flexiones y lagartijas en la puerta de un gimnasio como forma de protesta porque el fitness sigue cerrado. Seguramente viste las fotos del miércoles del maratonista Mo Farah trotando en el Richmond Park de Londres rodeado de ciervos. No te delires cualquiera: en el Parque Centenario a lo sumo vas a encontrar un gato perdido y vos no vas a ganar más de una medalla de oro en los Juegos Olímpicos como el campeón de los 5 mil y de los 10 mil metros.

Un cronista argentino en Londres

El gobierno británico había dado luz verde al comienzo de la Premier para el 1 de junio. Sería en canchas neutrales. “La vida de la gente está en peligro”, declaró Danny Rose, lateral izquierdo de Tottenham. “Familiares y amigos han muerto”, planteó Raheem Sterling, extremo del Manchester City. Los clubes se le plantaron a la liga, luego de los futbolistas levantaran la voz.

¿Cómo funciona la reflexión en un vestuario de Inglaterra? Willy Caballero hace las veces de cronista para Cenital y nos escribe:

“Los jugadores entienden las exigencias del negocio. Porque saben que, además de futbolistas, son entretenimiento, publicidad y muchas otras cosas más que le sirven al club, a su propia imagen y, por consiguiente, a su propia entrada de dinero. Pero hay compañeros que están mal porque perdieron familiares o porque tienen gente en la franja de edad de riesgo, por eso tienen miedo de entrenarse.

Las reuniones se dan cuando las cosas van mal y, a pesar de que somos de muchas nacionalidades diferentes, son iguales a otras partes del mundo: hablan los capitanes y dan puntos de vista de todo tipo. La diferencia no es el vestuario: es el exterior. Hay un solo canal de deportes que está las 24 horas. Si lo comparás con los cinco canales de TV de Argentina, se habla muy poco tiempo de los equipos.

Una diferencia clave es que acá el jugador siempre cobra al día. El jugador argentino tiene mucho mérito porque a veces ni le pagan y, aun así, si pierde un partido van y lo putean. Acá las peleas son otras. Manifestamos nuestras inquietudes, los entrenadores las elevan a la liga y ya. La liga no para en Navidad y, este año, la pequeña batalla ganada fue que nos dieran vacaciones en febrero. En eso, sí es diferente”.

Los nuevos vecinos del barrio

Hay dos razones por las que Mike Ashley se volvió uno de los personajes más repudiados en Inglaterra. Primero, porque el dueño de la tienda de ropa deportiva más grande del Reino Unido, Sport Direct, inventó que su negocio era “esencial”, obligó a trabajar a todos los empleados y subió los precios el 50% argumentando que eran los únicos vendiendo. Segundo, porque el propietario del Newcastle desde 2007 reventó el mercado y decidió venderle el club por 344 millones de euros al Fondo Soberano de Arabia Saudí, encabezado por el príncipe Mohamed Bin Salmán, heredero del trono y acusado de encubrir el asesinato del periodista de The Washington Post, Jamal Khashoggi, en la embajada de Arabia Saudita de Estambul, en octubre de 2019. 

Amnistía Internacional, vía su jefe de campaña en el Reino Unido, apuntó con todo: “La compra del Newcastle es el intento de Arabia Saudí de usar el prestigio y el glamour de la Premier como un instrumento de propaganda para distraer la atención del récord abismal de ese país en materia de vulneración de los derechos humanos”. 

Oliver Dowden, secretario de Cultura y Deporte del gobierno, tomó una postura business is business y se desligó: “Corresponde a la Premier League juzgar la buena moralidad de alguien y no quiero prejuzgar el proceso”. Así que la conducción del torneo quedó a cargo de aprobar o no la venta del club. 

La situación se agravó por las denuncias de la corporación mediática beIN Sports, dueña de los derechos de la Premier, de origen qatarí, que acusa a Bin Salmán de ser cómplice y de agitar el canal pirata beoutQ, que trafica imágenes en Arabia Saudita y pasa partidos gratis en su país.

La propuesta deportiva de Bin Salmán sacudió a los hinchas y preocupó a los rivales: Mauricio Pochettino, entrenador; primeros refuerzos, Gareth Bale y Philippe Coutinho. Toda una apuesta para un club que apenas tiene cuatro campeonatos locales y ganó por última vez la Liga en 1927.

El noveno hermano

El primer dios financiero que apareció en la Premier fue Roman Abramovich, quien compró el Chelsea en 2003, acusado de estar lavando millones provenientes de las empresas de petróleo que, alguna vez, habían sido de la Unión Soviética. Hasta su llegada, el club de Londres había conquistado un solo campeonato. Hoy, lleva cinco Premiers League ganadas y una Champions.

El segundo fue Sheikh Mansour, miembro de la familia que gobierna Abu Dhabi y ex viceprimer ministro de Emiratos Árabes. Compró, en 2008, el Manchester City y lo dio vuelta: el miércoles, se cumplieron ocho años del golazo del Kun Agüero, en el minuto 93:20 de un partido que les dio un título después de 44 años de sequía. Este documental relata simpáticamente la hazaña. Luego, celebró tres Premier más. Su actual entrenador es Pep Guardiola y dispone de uno de los planteles más caros del mundo.

Pero Mansour fue por más: creó el City Football Group, una corporación que compra equipos de fútbol, les pone el nombre de la ciudad donde queda, le añade la palabra City y cambia el modelo deportivo. Apostó, en 2013, por el New York City. En 2014, el por Melbourne City y por el Yokohama City. En 2017, por el Montevideo Torque City y por el Girona City. En 2019, sumó al Sichuan Jiniu de China y al Mumbai City de India. La noticia es que esta semana se confirmó la adquisición del Lommel City de Bélgica, un país que metió semis en el último Mundial. 

El modelo deportivo surgió en Barcelona de la mano de Ferrán Soriano, empresario que desembarcó al club culé con el presidente Joan Laporta, en 2003. Su socio fue Txiki Begiristain, extremo izquierdo del Dream Team de Johan Cruyff, que en la temporada 1991/1992, con Romario y Michael Laudrup como figuras, ganó la primera Champions League del Barsa. Este documental es un recorrido hermoso por aquel equipo cuyo volante central era Guardiola.

Soriano escribió La pelota no entra por azar, un libro que explica lo importante de las secretarías técnicas y el scouting. El método que desarrolló comienza criticando la compra de dos jugadores brasileños por parte del Barcelona. La justificación de la inversión, pre-método, era: “Si son brasileños, tarde o temprano van a jugar bien”. Romper con la improvisación en el modelo deportivo es su puntapié. Aquel libro hoy es la biblia del holding de la pelota más grande del mundo.

Argentina no vuelve

El anuncio de Matías Lammens sacudió al fútbol argentino. Al ver que el ministro de Deporte y Turismo declaraba que los entrenamientos podían regresar desde el 25 de mayo, la respuesta de la AFA fue contundente: “Difícil volver a las prácticas ahora. Y, a jugar, no antes de septiembre”. El ministro de Salud, Ginés González García, se mantuvo más cerca de la línea de Chiqui Tapia. Habrá que esperar.

Lo realmente positivo es que, pese a las complejidades económicas, los clubes están perdiendo muy poca masa salarial. En Boca, hasta se siguen pagando los abonos. River no se le fueron socios de cancha. Racing, Independiente y San Lorenzo no superaron las 300 bajas.

Mueven los alemanes

Desde hoy, vuelve la Bundesliga. Karl-Heinz Rummenigge, ex delantero ganador de la Eurocopa de 1980 con la Selección de Alemania y de la Copa de Europa en 1975 y en 1976, actual presidente del Bayern Munich, declaró que se espera que la miren unos 1.000 millones de espectadores. El domingo a las 13 de Argentina, por ESPN 2, los dirigidos por Hans-Dieter Flick, que llevan ganados 31 de los últimos 33 puntos, jugarán contra Unión Berlín.

Los contrincantes no son cualquier equipo. Unión Berlín se fundó en 1966, heredando la base del Olympia Oberschöneweide. Tras la Conferencia de Yalta y la división de la capital alemana, quedó en el sector oriental, bajo la órbita de la URSS. Su enemigo en la ciudad era el Dynamo, un club ligado a la Stasi, órgano de inteligencia de la República Democrática Alemana. La dirigencia de Unión pertenecía al sindicato metalúrgico y sus hinchas siempre fueron picantes, al punto que, en un clásico, colgaron una bandera que decía: “Aquí no queremos a los cerdos de la Stasi”.

Su historia estuvo plagada de contratiempos. En 1968, ganaron algo así como la Copa de Alemania y se clasificaron, por primera vez, a la Copa de Campeones. La emoción duró poco. Se hizo el fixture. Luego, la URSS invadió Checoslovaquia, como reacción a la rebelión de la Primavera de Praga. La respuesta de la UEFA fue volver a sortear, para evitar cruces entre soviéticos y occidentales. Frente a esta decisión, en forma de protesta, los equipos de Bulgaria, Alemania Oriental, Hungría, Polonia y la Unión Soviética se retiraron de la competición. Unión Berlín perdió su chance.

En 2001, fueron la sorpresa de la Copa de Alemania, llegando a la final, siendo de la Segunda División. Cayeron contra el Schalke 04, pero éstos ya habían ingresado a la Champions por su posición en la Liga. Unión Berlín regresaba a la Copa de Europa. El problema fue que la fase de clasificación le tocó contra un equipo finlandés en septiembre y, en Nueva York, dos aviones derribaron las Torres Gemelas y el partido se suspendió.

Justamente en los días previos a jugar por primera vez en su historia, de local, contra el Bayern Munich ocurrió una pandemia mundial y el fútbol debió detenerse. Algo de mala suerte acompaña a este equipo, cuyos hinchas están tan locos que, en 2004, cuando una crisis económica los llevaba a la desaparición, armaron una campaña para sacarse sangre, venderla y conseguir fondos para mantener en pie a la institución.

Éste podcast de Iván Sandler la rompe con esta historia y muchas más.

El clásico de Ruhr

En la cancha del Borussia Dortmund, hoy a las 10.30, se juega el gran partido de la fecha: el duelo de la ciudad, contra Schalke 04. Más allá de tener a Erling Haaland –un noruego de 19 años, delantero revelación del año, pueden ver sus goles acá–, el equipo de casaca amarilla y negra, que dirige Lucien Favre, es uno de los conjuntos que más interés táctico genera en el mundo. Tras una década donde el sistema 4-3-3 (con el 4-2-3-1 como variante de adaptación) fue paradigmático, la moda empieza a modificarse y toma mucho vuelo el 3-4-1-2. Con un detalle importante: sus defensores por los costados son, en origen, laterales ofensivos, como ocurre con el polaco Lukasz Piszczek.

Su volante central, el belga Axel Witsel, es una de las armas claves del conjunto que esta segundo, a cinco del Bayern Munich. Muchos argentinos lo recordarán por ser el gigante de pelo tupido que se peleó con Javier Mascherano en los cuartos de final del Mundial 2014. Pero pocos deben saber que fue muy importante para el River de Marcelo Gallardo.

En 2013, Enzo Pérez jugaba en Benfica. Tras regresar de una convocatoria en la Selección Argentina, Jorge Jesús, actual entrenador de Flamengo y al mando del club de Lisboa en ese momento, lo llamó a su oficina. “Vendieron a Witsel al Zenith, pero no quiero que me traigan un volante central. Creo que vos sos el que puede cumplir esa función”, le explicó. El argentino pasó de mediapunta a cinco para siempre. Su transformación táctica la relata en esta entrevista.

Aclaración de vestuario

  • Hay 15 ligas en Europa que ya tienen fecha de regreso confirmada: Alemania, Albania, Austria, Bulgaria, Croacia, Dinamarca, Finlandia, Hungría, Montenegro, Noruega, Polonia, Portugal, República Checa, Serbia y Turquía.
  • Hay otras ligas en veremos como Italia, España, Suiza, Eslovaquia, Eslovenia, Inglaterra, Grecia, Suecia, Ucrania y Lituania. 
  • Ninguna liga en América del Sur tiene horizonte definido más allá de que Gremio y Atlético Mineiro son los equipos en Brasil que ya se entrenan. Inter de Porto Alegre, tras dar positivos por coronavirus, tuvo que suspender las prácticas.

¿Por qué Lautaro Martínez es un crack?

No está claro –y nunca va a estarlo– cuánto el Barcelona pagará por el delantero del Inter, pero acá la invitación es a conocer a uno de los futbolistas top que parió la Argentina en los últimos años:

  1. Un domingo cualquiera para los Martínez. Publicado en el suplemento Enganche de Página 12, escrito por Nicolás Rotnitzky. Narra la vida de la familia bahiense llena de deportistas: el menor, Jano, es basquetbolista y el mayor, Alan, futbolista.
  2. El distinto Martínez. Un perfil del delantero, escrito por Nicolás Zuberman, en 2017,  cuando pocos lo conocían, para La Nación. Allí cuenta: “El test consiste en una cuadrícula de 10 por 10, con los números del 1 al 100 desordenados. En diez minutos, con una birome, hay que hacer la progresión numérica mientras se reciben estímulos de distracción. Con 97 sobre 100, Lautaro sacó el mejor número”.
  3. Entrevista a Manuel Fernández, actual DT de Agropecuario, a quien Lautaro Martínez tuvo en inferiores en Racing. Dice que fue su mejor entrenador. Gonzalo Cardozo recupera en esta charla los mejores detalles del juvenil.
  4. Matías Jiménez Guerra, creador de El Método Racing, recopila goles de Lautaro en inferiores.
  5. En 2018, Lautaro Martínez publicó un cuento de su autoría en el libro Pelota de Papel 2. Se llama Sueños de pensión. En él relata cómo se imagina en la Selección Argentina. 

Pizza post cancha

  1. Salió El Presidente, la serie sobre el FifaGate, que toma como protagonista a Sergio Jadue, presidente de la ANFP (la AFA chilena). También, habrá detalles de los otros dirigentes. Es una producción de Amazon Prime y el trailer lo pueden ver aquí.
  2. Zlatan Ibrahimovic reapareció esta semana hablando de la serie de Michael Jordan. Pueden buscar su documental Becoming Zlatan. Pero lo mejor es su libro: Yo soy Zlatan. Lo escribió con el periodista sueco David Lagercrantz, nada más y nada menos que el que siguió la posta de la saga Millenium, cuando murió Stieg Larsson.
  3. Ayer se cumplieron 18 años del golazo de Zinedine Zidane al Bayer Leverkusen. Con ese zurdazo, el Real Madrid ganó su novena Champions League. Este relato del gol, llamándolo “Marqués de la hierba”, es espectacular.
  4. Jürgen Klopp es uno de los personajes más interesantes del momento. De esta entrevista, sólo se resaltó lo que dijo sobre Messi y sobre Cristiano Ronaldo. Pero explica de dónde viene y eso vale la pena.

Esto fue todo. 

Si te vas a comprar botines, tenés que saber que sólo Messi tiene el pie perfecto como para usar contornos lisos. Por las dudas, metele uno de cuero con relieve. Si no, la pelota nunca te va a agarrar efecto.

Abrazo, 

Zequi

PD: Si te gusta lo que hacemos, podés darnos una mano con tu aporte aquí.

Este es el newsletter Prepárense para perder de Cenital.
Podés suscribirte para recibirlo completo en tu correo. Es gratis.
Soy periodista desde 2009, aunque pasé mi vida en redacciones con mi padre. Cubrí un Mundial, tres Copa América y vi partidos en cuatro continentes diferentes. Soy de la Generación de los Messis, porque tengo 29 y no vi a Maradona. Desde niño, pienso que a las mujeres les tendría que gustar el fútbol: por suerte, es la era del fútbol femenino y en diez años, no tengo dudas, tendremos estadios llenos.
@zequischer

Apoya nuestro periodismo

Si te gusta lo que hacemos, ayudanos a seguir haciéndolo.